Tienes un objetivo, pero no lo estás logrando por que no dejas de poner excusas.

Es momento de tomar medidas drásticas: olvídate de salir el sábado por la noche o el domingo de playa. Las excusas te impiden alcanzar el éxito. Aquí hay algunas excusas que escucho muy a menudo:

  • Debo darme unas vacaciones porque he trabajado muy duro estos meses.
  • Tengo que salir con mis amigos porque no he salido hace tiempo.
  • Necesito salir con chicas porque llevo soltero mucho tiempo.

Esa mentalidad de evadir el trabajo nos distrae del objetivo. Siempre habrá una distracción más que usar de excusa. Estos pensamientos solo te alejan del éxito.

Tú eres el único culpable de que no hayas conseguido tus objetivos hasta ahora.

Deja de posponer tu sueño y ve a conseguirlo.

Deja de quejarte y ponte a trabajar.

Deja de satisfacer tus necesidades a corto plazo y piensa en el largo plazo.

Aquí no te mostraré lo que quieres ir, al contrario, te haré ver que tu vida está llena de excusas tontas. A continuación, te enseñaré las 14 excusas que debes abandonar hoy:

1. No tengo el dinero necesario

La falta de dinero debe ser tu motivación, no tu excusa.

Si tienes todo el dinero que te hace estar cómodo, corres el riesgo de que el deseo y la motivación se pierdan.

¿Cuál es la cantidad exacta que necesitas para ponerte a trabajar en tus sueños? La verdad es que no la hay. La mayoría de personas establecen cierta cantidad, cuando la consiguen, cambian de opinión y establecen una nueva cantidad.

No caigas en este círculo vicioso y empieza con lo que tengas.

2. Sin experiencia no podré

En vez de gastar tiempo pensando en que no tienes la experiencia que se necesita, ponte a trabajar.

El mundo profesional nos ha hecho creer que la experiencia es obligatoria.

Mark Zuckerberg no trabajó en redes sociales antes de crear Facebook. Steve Jobs no tenía experienciahaciendo ordenadores. Y como ellos hay muchos más.

Mientras más rápido des el primer paso, más rápido te darás cuenta de las habilidades que realmente necesitas.

Usualmente, son las personas con experiencia las que se rehúsan a innovar.

¿Por qué? Porque su experiencia les dice que no hagan las cosas diferentes. Elimina esa creencia y ve por lo que quieres.

3. Ahora estoy muy cansado

Siempre puedes dormir tus horas y tener la energía necesaria para ir tras tus objetivos.

¿Bebiste demasiado anoche? ¿Te desvelaste mirando películas? Tus malas decisiones son las que te tienen cansado.

La falta de energía no es excusa, solo es un estado pasajero que puedes remediar fácilmente.

Dale el suficiente descanso a tu cuerpo y empieza a trabajar.

4. Pronto alcanzaré el éxito

Estás sentado o echado en algún lugar pensando en todo lo que podrías lograr y cómo sería tu vida en lugar de empezar a trabajar.

Pasan los días, meses y años, y el éxito nunca llega.

Para ser exitoso tienes que elegir vivir el presente, no el futuro. Además de saber que el fracaso es parte del camino y te hará más fuerte.

Despierta de tus sueños y ponte a trabajar ahora mismo.

5. La economía va a caer

La economía nunca estará en perfecto estado, siempre va a estar cerca del desastre.

Deja de ver las noticias. Yo lo hice hace mucho tiempo porque solo llenaba mi cabeza de negatividad.

Todo es cuestión de perspectiva. Pensar que la economía está mal es la más grande especulación del mundo.

Los mejores negocios empiezan en los tiempos de crisis. Cuando la economía está realmente mal, las personas toman malas decisiones y todo se vende barato.

Es la oportunidad perfecta para probar suerte.

6. No tengo tiempo

Aunque el tiempo es un recurso limitado. En realidad sí puedes hacer tiempo para aquello que es importante en tu vida.

Si Bill Gates te invita a pasar el día de mañana con él, ¿dirías que no? Si eres un gran admirador suyo como yo, no hay forma de rechazar esa invitación.

Todos tenemos la misma cantidad de horas en el día, solo es cuestión de prioridades. No sabes si morirás mañana, así que no uses el tiempo como excusa.

7. Ya llegará el amor de mi vida

Si esperas que la persona indicada toque tu puerta. Tal vez tengas que esperar un largo tiempo. No creas en lo que te dicen las novelas de amor.

Toma acción y encuentra a esa persona.

Puedes hacer muchas cosas para aumentar tus posibilidades de encontrar al amor de tu vida. Descarga una app de citas, ve a más reuniones sociales, habla con esa persona que te atrae. Pregúntale a alguien para salir aunque creas que dirá que no.

Soñar con esa persona no te llevará a nada.

8. La próxima vez le diré lo que pienso

Aunque no lo creas, el motivo de por qué no le dices a alguien lo que piensas es por miedoDeja ese miedo y hazlo.

Piensa en qué es lo peor que podría pasar, ¿qué se enoje contigo y dejen de hablar? Puedes seguir con tu vida después de eso.

¿Y si al día siguiente tiene un accidente fatal? ¿Cómo te sentirías si uno de ustedes muere y jamás pudiste expresar tus sentimientos? Estarías frustrado.

No esperes más y dile a esa persona especial lo que piensas o sientes ahora.

9. Cuando termine esto, me pondré a trabajar en mis objetivos

Cuando terminas esa tarea, de la nada aparece otra y así sucesivamente.

Debes preguntarte si realmente quieres lograr ese objetivo. Usualmente buscamos con qué distraernos porque ese objetivo no es lo que verdaderamente queremos.

Y está bien. Podemos pensar que lograr ciertas cosas es genial, pero el proceso puede ser extremadamente aburrido y te das cuenta que no es lo que realmente quieres.

Elimina ese objetivo y reemplázalo por algo que te gusta y puedes lograr. Deja de sentirte mal por la falta de progreso.

10. Estoy con sobrepeso

El culto al cuerpo nos hace creer que si tenemos buen físico seremos felices. La apariencia no es lo más importante en la vida.

De hecho, muchos “modelos” en las redes sociales son infelices por dentro ya que viven obsesionados con conseguir un cuerpo que para muchos es imposible de lograr.

Sin embargo, estar en forma es saludable. Hay muchas maneras en las que puedes empezar a bajar de peso, lo único que necesitas es tomar acción.

11. Empezaré en unos días

Por esta excusa común es que se dice que empezar es la parte más difícil.

Muchos quedan atrapados y nunca lo hacen. ¿Qué es la mínima cosa que necesitas hacer para dar ese primer paso?

Hacer progresos hacia tu objetivo es adictivo. Una vez que das ese primer paso, es fácil seguir con los demás.

Empieza ahora, con lo más pequeño que puedas.

12. Mi pareja no quiere

Si tu pareja es lo que evita que vayas tras tu sueño. Busca una nueva.

Cuando alguien te ama de verdad, te apoyará para que logres tus objetivos. Nadie puede impedir que desarrolles todo tu potencial.

Romper con alguien es difícil, pero así es la vida. Tienes que hacer lo que es correcto.

13. Primero debo terminar la universidad

Obviamente si quieres ser doctor o abogado necesitarás estudiar, pero la realidad es que cada vez disminuye la importancia que las empresas le dan a los títulos superiores.

No todos pueden ir a la universidad por los elevados costos que supone.

Afortunadamente, hoy en día puedes aprender casi todo de manera online. Para aprender solo necesitas ganas.

No uses como excusa la falta de educación para no ir tras tus objetivos.

Si revisas la lista de las personas más ricas del mundo, verás que muchos de ellos nunca terminaron la universidad.

Un título no te asegura el éxito.

14. Ya llegará la felicidad a mi vida

Esta es una excusa muy común en la mayoría de las personas.

No se dan cuenta que tienen el poder de decidir ser felices hoy.

Hay muchas cosas en la vida por las que puedes estar feliz, no puedes estar pensando siempre en aquello que no tienes. Sé feliz con lo que tienes ahora en la vida.

Incluso puedes ser feliz ahora mismo pensando en cómo sería tu vida si logras todos esos objetivos que has establecido (No te excedas con esto).

Ser feliz es una decisión.

¿Cuál de estas excusas te está deteniendo de ir tras tus sueños? ¡Háznoslo saber en los comentarios!

Andres Gananci