3 formas de darle portazo al marketing tradicional

La sociedad ha cambiado. Los consumidores han cambiado . Y los contenidos están cambiando. El problema llega cuando una compañía aún no lo ha hecho. Dejar de lado el marketing tradicional para atreverse a nuevas estrategias que hagan llegar a los nuevos consumidores es más que necesario.

Las velocidad vertiginosa a la que evolucionan las redes sociales, la tecnología e internet, tienen que conseguir que aquellos encargados del marketing estén alerta para subirse a la ola de los nuevos cambios. Esto requiere un esfuerzo por parte de las compañías que les obligue a mirar hacia el futuro con ojos diferentes, dejando atrás el pasado. ¿Cómo? Conociendo las tendencias, conociendo a la audiencia y dándole un portazo al marketing tradicional empezando por 3 sencillos pasos:

Los recursos son limitados y las opciones, infinitas

Hay varias opciones que se deberían de tener en cuenta a la hora de conectar con los consumidores. Las preguntas deberían pasar del «¿cómo conectar con ellos?» y «¿dónde conectar?» al «¿cuándo quieren nuestros consumidores que conectemos con ellos?». Una vez que hayan respondido con claridad a esta pregunta, la siguiente fase debería ser el conocer «¿cómo se consigue que los consumidores amen la marca y la necesiten?».

Sin dejar de lado que el tiempo es valioso para todos y que existen elecciones infinitas, los consumidores exigen experiencias significativas. De hecho, según el Informe Merkle sobre El Impacto de la Experiencia, el 66% de ellos dan prioridad a las experiencias proporcionadas por las marcas a la hora de tomar decisiones de compra.

Y es que, hay que tener en cuenta que la relación de una empresa con sus clientes va más allá de vender productos o servicios y aumentar los ingresos. Las experiencias suelen ser más poderosas que el precio a la hora de impulsar la lealtad de los clientes. Por ello, según aconseja el informe, «satisfacer las necesidades de los clientes debe ser la primera prioridad de una empresa«.

La desconexión de las redes es necesaria

Cada vez más la Generación Z se está dando un descanso de las redes sociales. Una alta exposición a ellas pueden provocar miedo, ansiedad y depresión. Son datos de un estudio que halla correlación entre el tiempo de uso del social media y el aumento de los casos de depresión entre los usuarios más jóvenes. Por ello, muchos intentan encontrar momentos de desconexión regulares que agradece su mente y su cuerpo.

Por ello, la idea del nuevo marketing está en hacer que los usuarios se sientan bien ya que «la respuesta emocional positiva se correlaciona con los resultados». «El marketing es un rumor, lo que realmente está impulsando el éxito del trabajo es cómo se consigue que la gente se sienta: feliz, elevada, recompensada, inspirada, renovada», señala Adweek.

Hay que cambiar la mentalidad televisiva

La mentalidad ha cambiado. Y con él el contenido. El problema llega cuando la mentalidad de los responsables del marketing aún están centrados en una comunicación y el contenido televisivo. La mentalidad de los consumidores y clientes ha evolucionado de la misma forma que evolucionan los contenidos y estar anclados en un marketing enfocado en la televisión hace que se pierda una valiosa oportunidad para conectar con el consumidor a través de la marca.

Las historias que se construyen a través de una marca deberían transcender más allá de las pantallas: «Esto requiere un cambio no solo a los nuevos formatos de medios, sino más importante, un cambio para poner al consumidor en el centro de nuestro diseño de experiencia y construir historias para el mundo en el que eligen vivir», recoge Adweek.

Vía: Marketing Directo

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *