Para una marca siempre es complicado integrarse en el mundo del social media sin que los usuarios piensen que su única intención es la comercial. Redes sociales como Twitter o Instagram demandan un contenido valioso y de interés para el usuario y, a pesar de los esfuerzos de muchas compañías por ofrecerlo, todavía existen ciertas reticencias hacia ellas. Incluso con buenos contenidos tienen mayores dificultades para llegar a una mayor audiencia y para retener su atención.

Sin embargo, hay marcas que sí logran llegar a sus targets y marcar las líneas de la conversación social en las redes sin invertir grandes esfuerzos en promocionar sus posts y todo gracias a que son unas “copionas”. El secreto de su éxito reside en emular las estrategias de contenidos que llevan a cabo los medios. Si usted también quiere llevar la voz cantante en el mundo social, estas son 4 leccionesque debe aprender de los medios:

1. Deje de crear falsos storytellings
Parte de este problema proviene del abuso del uso de esa palabra en la industria marketera. El storytelling cuenta historias, algo que hacen los periódicos, las películas o los cómics pero que las marcas no han sabido llevar a cabo. Lo que han hecho ha sido crear cosas que ni permanecen a lo largo del tiempo ni consiguen atraer la atención. Una campaña no es una estrategia de storytelling, en vez de eso, las marcas deben poner su atención en un tema y explorarlo a largo plazo.

2. Escriba el siguiente capítulo
Lo cierto es que no todas las marcas por sus características específicas pueden producir tanto contenido como otras pero lo que sí pueden hacer es crear una historia y escribir muchos capítulos sobre ella. También se puede hacer uso del contenido generado por los propios usuarios para continuarla y de paso integrarlos en la historia de la marca consiguiendo un mayor engagement.

periodismo

3. Ganar legitimidad es más importante que un triunfo prematuro
En este sentido, las marcas tienen mucho que aprender de los medios de comunicación. Éstos logran ganarse una legitimidad y credibilidad gracias a los códigos éticos del periodismo y a las buenas prácticas basadas en la verdad y, de hecho, cuando actúan de manera incorrecta son fuertemente criticadas por la sociedad. Las marcas por su parte, no han desarrollado este concepto de legitimidad. La gente valora la autenticidad y perciben cuando una marca está involucrada en una causa y cuando no.

4. Encuentre su causa y apueste por ella
Pero debe ser una causa real pues el público sabe si una marca está apoyando una causa solamente porque la sociedad también lo hace o porque realmente cree en ella. Se trata de una delgada línea en la que las marcas deben mantener un equilibrio para no perder todo lo conseguido.

Aunque el producto que venden las marcas y los medios es diferente, cuando la gente experimenta a lo largo del tiempo una historia real, que le emociona, llegan a formar parte de ella y el social media brinda una excelente oportunidad para lograrlo.

Un artículo publicado en Marketing Directo