Cuándo y cómo publicar en Linkedin

Linkedin es una de esas redes sociales profesionales, que transmiten confianza. Facebook y Twitter se ha convertido en espacios para el ocio y aunque la atención al cliente también tiene su hueco en Twitter, Linkedin es el lugar donde acudir para charlar con profesionales y que te vean y lean personas que trabajan en tu sector.

Si tienes un blog de empresa o particular, te habrás planteado si merece la pena o no, enlazar tus artículos a este lugar. La respuesta es sí y vamos a ver y a conocer las razones por las que que parte de tu tráfico provenga de Linkedin.

Publicar parte de un artículo en Linkedin es un caramelo apetitoso que sabe a engagement

Si tu sector es el del diseño gráfico, además de poder participar en grupos que existen sobre la materia, puedes añadir una vez a la semana un extracto de uno de tus artículos con contenido útil, ameno y bien redactado.

Poder editar y publicar un post en esta red social, es un lujo que no hay que desaprovechar. Sobre todo, porque el alcance puede ser mayor que si compartes sólo tu contenido en Twitter.

¿Y qué busca una empresa o un particular que ofrezca unos servicios? Engagement, como dice Amel Fernández, un post escrito en Linkedin va a generar más interacciones que si lo compartes en otra red social.

Si buscas ser visible, asómate por Linkedin más a menudo

Hubo un tiempo en que estuvo de moda decir que esta red social era para unos pocos, que se asemejaba a tener tu currículum en internet y nada más. Pero la clave está en lo de siempre: si no te mueves nadie te hará caso.

Para ser visible en Linkedin, hay que olvidarse de las frases superfluas o de creer que estamos mendigando trabajo. No, ni es un espacio para el ocio ni es un lugar para inspirar lástima. Puede que si tu post cuente algo con lo que se identifique todo el mundo, tendrás muchas recomendaciones,pero ¿serán buenos contactos? ¿Serán los contactos que necesitas?

Cómo escribir un buen post en Linkedin

  1. Para empezar piensa que estás en tu blog. Y en tu blog no quieres aburrir a tus lectores.
  2. Ofrece contenido que sea de calidad y resolutivo.
  3. No seas tan generoso, unos cuantos párrafos que terminen con un “Sigue leyendo” en tu blog es una idea del todo válida.
  4. Como siempre, evita hablar demasiado sobre ti, o tu producto, aporta valor, algo que resuelva una pregunta o una duda. No importa si ya has visto un artículo similar, seguro que tú tienes algo más que aportar.
  5. Haz que te echen de menos. Por esta razón, publicar una vez a la semana será suficiente. Lo último que queremos es que dejen de leernos por pesados y estar todo el día tocando el timbre. Huye del efecto Recio.
  6. Según el estudio de HubSpot, el mejor momento para publicar contenido en LinkedIn es de martes a jueves, ya sea a primera hora, a media mañana o a primera hora de la tarde, y los martes entre las 10 y las 11 de la mañana.

En definitiva, no aparques Linkedin porque creas que nadie te va a leer, al revés, puede que te lleves una grata sorpresa si comienzas a enlazar tus artículos a esta red profesional.

Un artículo escrito por Joana Sanchez

You May Also Like

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *