Ocho de cada diez emprendedores españoles son hombres, la mayoría de ellos ya han creado startups con anterioridad y usan su propio dinero para poner en marcha el negocio.

Aunque las buenas ideas no entienden de diferencias de sexo, edad, estudios o localización geográfica, lo cierto es que los condicionantes de la vida (entorno, educación, ayudas a su desarrollo, etc.) provocan la creación de un perfil de emprendedor muy determinado en nuestro país. Y, como ya adelantaba un informe del Observatorio del Emprendimiento- GEM (Global Entrepreneurship Monitor), los hombres con estudios superiores son los más propensos a emprender.

joven_lider_1

Ahora un nuevo estudio, este realizado por Spain Startup, aún proporciona más claves. Por lo pronto rebaja la edad media a 35 años (el 52% de los casos, en línea con el resto de Europa y Latinoamérica), frente a la franja de 35-44 marcada el pasado curso o los 39 señalados anteriormente por el GEM. Asimismo, más de ocho de cada diez emprendedores españoles son hombres, lo que refleja una importantísima -y creciente (del 19% baja al 17% en apenas un año)- barrera de género en el acceso a la innovación y la creación de nuevas empresas.

El sueño de tener su startup

Más de la mitad de los proyectos (58%) se pone en marcha con recursos propios y un 26% arranca gracias al apoyo financiero de familiares y amigos. Sólo un 12% empieza con el apoyo de fondos privados y apenas un 4% comienza a emprender con un crédito bancario o a través del crowdfunding. En cuanto a los ingresos previstos, más de 150.000 euros es la cifra que espera facturar 1 de cada 4 startups de nuestro país. 

El 57% de los emprendedores españoles trabajaba por cuenta ajena y sólo un 1% estaba antes en paro, cifra que desciende significativamente respecto al año pasado, cuando representaba el 9%. Este dato confirma que la aventura de emprender es una opción meditada y no una alternativa al desempleo. No en vano, cerca del 100% asegura haberse decidido porque ha visto una oportunidad de negocio o por espíritu emprendedor y 6 de cada 10 afirma que siempre quiso montar una startup.

Emprendedores empedernidos

De acuerdo a esta misma fuente, la mitad de los emprendedores españoles ya había lanzado una startup antes y un 6% ha puesto en marcha ya más de 5. A pesar de que el 61% no consiguió sacar adelante su anterior proyecto, 1 de cada 4 logró venderlo con éxito.

Con todo este movimiento, no es de extrañar que más de la mitad de las startups tienen entre 1 y 3 años de vida y pertenezcan al sector de Internet & Mobile. Además, 7 de cada 10 tiene entre 2 y 10 empleados, un número que ha crecido un 12% con respecto al año pasado, lo que demuestra que el emprendedor es un importante generador de empleo.

Escrito por Alberto Iglesias Fraga