Establecer el ritmo de aprendizaje, personalizar los contenidos a la medida del usuario, o los ahorros de costes, harán que en cuatro años uno de cada dos cursos de formación se imparta online. Y es que, la formación online reduce los costes hasta un 50% y los tiempos de aprendizaje en un 60%.

Para debatir los retos, problemas y soluciones a los que se enfrenta la educación española y las oportunidades que existen para las empresas, Cursogram reunirá a más de un centenar de expertos en Madrid el próximo 9 de junio en una jornada para abordar “El futuro de la educación”. El evento, de carácter gratuito, contará con la participación, entre otros, de Fundación Atresmedia, Editorial SM, Aula Gate, Banco Santander y uno de los responsables del programa de la Comunidad de Madrid ‘Institutos IT’.

Entre otros temas, se debatirán sobre las cinco tendencias que van a determinar la evolución del mercado del eLearning en España:

1. Aplicación de Big Data:

Con el incremento exponencial de estudiantes y cursos, el uso de herramientas de Big Data permitirá conocer mejor los patrones de comportamiento de los estudiantes ante determinados contenidos y cursos; mejorar y reforzar determinados aspectos del curso con contenidos interactivos adicionales; diseñar cursos prácticamente a la medida; y hasta mejorar los procesos de reclutamiento laboral mediante la identificación de determinados perfiles de estudiantes en función de diferentes criterios que proponga la empresa demandante de vacantes. Algo que ya hacen en Estados Unidos más de 350 empresas como Google, McAfee, Yahoo! o Deloitte.

formaciononline2015

2. Formación multisoporte a la carta:

La irrupción de nuevos dispositivos ha cambiado la forma en la que los usuarios acceden a los contenidos e interactúan con ellos. La llegada de los relojes inteligentes y otros wearables o las ventajas que ofrecen los servicios en la nube, no harán más que acentuar esta tendencia. Al cambio de formato se suma también el cambio en los hábitos de aprendizaje, de manera que cada estudiante pueda personalizar su curso, su ritmo de aprendizaje y el formato en el que quiere ver los contenidos.

3. Demanda de mLearning:

Con más de 2.000 millones de usuarios de smartphones en el mundo; la tendencia a aumentar el tamaño de la pantalla de los dispositivos –tabletas y smartphones–; y la posibilidad de estudiar un curso en cualquier momento y a cualquier hora, se prevé que el mercado mundial de educación móvil supere los 37.800 millones de dólares en 2020.

4. Auge de apps y gamificación:

El número de apps de educación crecerá en los dos próximos años entre un 180% -las de pago- y un 239% -las gratuitas-. Uno de los segmentos de mayor crecimiento serán las que apliquen técnicas de gamificación, pues se estima que un alumno retiene hasta el 90% de los conocimientos cuando interactúa de alguna manera, frente al escaso 10% cuando sólo se lee o el 30% cuando el contenido se apoya con formatos audiovisuales.

5. Ahorros de costes y tiempo de aprendizaje:

Se calcula que para 2019 uno de cada dos cursos se impartirá online. Las empresas van a triplicar su inversión en formación online ya que se estima que se reducen los costes hasta un 50% respecto a la formación presencial, se consigue un ahorro energético del 90% y, sobre todo, se reduce en un 60% el tiempo de aprendizaje.

Un artículo publicado en Muy Pymes