En el influencer marketing los hombres gastan más que las mujeres

Los más jóvenes, y también los más talludos, invierten muchísimas horas en las redes sociales (a la que no quitan ojo en prácticamente ningún momento). Pero, ¿tienen también tiempo de comprar los productos (convenientemente promocionados) que salen a su paso en las redes sociales? Sí, parece que sí lo tienen. Según un reciente estudio llevado a cabo en Alemania por la consultora PwC, el 29% de los consumidores de más de 16 años ha comprado en alguna ocasión un producto o servicio tras haberse topado en los social media con una campaña de influencer marketing.

Quienes tienen entre 16 y 19 años dedican más de cinco horas al día a redes sociales como Instagram, YouTube y Facebook. Entre los mayores de 60 años las cinco horas se reducen a apenas una hora. De media los consumidores (de todas las edades) pasan más de dos horas al día en las plataformas 2.0.

Destacan como redes sociales más utilizadas en todos los grupos de edad YouTube (59%) y Facebook (59%). Entre los adolescentes de entre 16 y 19 años llevan la batuta en cuanto a uso YouTube (96%) e Instagram (73%).

Uno de cada tres consumidores admite que el influencer marketing le ha movido a comprar en alguna ocasión un producto o servicio (previamente contemplado en las redes sociales). Esta proporción escala hasta el 76% cuando están involucrados los jóvenes de entre 16 y 19 años.

Cabe destacar, por otra parte, que los hombres que compran espoleados por el influencer marketing se gastan bastante más dinero de media (130 euros) que las mujeres (apenas 70 euros).

Cuando se dejan clavar el aguijón de las compras por parte de los influencers, buena parte de los consumidores lo hacen movido por los descuentos. El 46% de los jóvenes de entre 16 y 19 años reconoce haber adquirido un producto o servicio porque el influencer que los promocionaba en las redes sociales daba cuenta de un rebaja en su post.

A la hora de dejarse seducir en los social media por los influencers los consumidores prestan particular atención a temas como la comida (34%) y los viajes (32%). También aquellos influencers que se desempeñan profesionalmente en el mundo de la moda gozan de bastante predicamento entre los consumidores.

Cuando deciden posar su mirada en los contenidos alumbrados por los influencers, los consumidores buscan sobre todo y ante todo entretenimiento, inspiración y consejos. Entre los más jóvenes el número de seguidores que los influencers tienen a su vera es un factor determinante a la hora de prestarles o no atención. Los adolescentes de entre 16 y 19 años muestran interés fundamentalmente por el contenido generado por los prescriptores con más de 50.000 “followers”.

El 28% de los consumidores (adscritos en esta ocasión a todos los grupos de edad) dice confiar en la información que ponen en sus manos los influencers. Este porcentaje pega el estirón hasta llegar al 50% en el caso de los jóvenes de entre 20 y 29 años.

Vía: Marketing Directo

También te puede interesar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *