Cuatro años después de la muerte del fundador de Apple y figura de referencia en el mundo de la innovación tecnológica, Steve Jobs, uno de sus más íntimos amigos y compañero, Jony Ive ha desvelado cómo Jobs le ayudó a alcanzar la excelencia profesional. El truco es tan simple como decir “no”.

Según rememora Ive, esta fue la peculiar manera en la que el fundador de Apple le ayudó a centrarse en el trabajo y es que según afirma para Jobs “cuantas más veces se diga no, mejor”. De esta manera, cada día Jobs le preguntaba “¿cuántas veces has dicho hoy no?” y, aunque reconoce que nunca llegó a alcanzar el mismo nivel de concentración de su jefe, sí le hizo darse cuenta de lo satisfactorio que puede llegar a resultar pronunciar esas dos letras.

steve-jobs-birthday

“La disciplina de ser capaz de darle la espalda a algo en lo que verdaderamente crees lleva a ver lo que es realmente relevante”, asegura Ive, pero también reconoce que aunque “es algo incómodo de hacer también es muy efectivo” y lo califica como algo “más que una práctica o un hábito, es una habilidad extraordinaria“.

Y en palabras de Jobs, Ive realmente llegó a adquirir esta habilidad pues lo describía como “el ser humano más centrado con el que se había cruzado”. Así que ya sabe, si quiere convertirse en un auténtico revolucionario, simplemente diga “no”.

Un artículo publicado en Marketing Directo