Las redes sociales se han convertido en una parte muy importante de la estrategia de las marcas, que las han integrado entre las herramientas que emplean para llegar a los consumidores. Las redes sociales son un poderoso medio de comunicación, uno que hace que los mensajes lleguen a los receptores de forma mucho más directa y uno que ha logrado alterar los protocolos de comunicación. Así, ahora las marcas deben enfrentarse a nuevos retos y a nuevas formas de comunicación. Los consumidores esperan que sean mucho más directas a la hora de hablar con ellos y también que los mensajes que ellos emiten sean procesados de una forma muy diferentes a como lo eran en el pasado.

Pero el cambio no solo llegó por cómo se comunica. Las redes sociales se han convertido en el nuevo escenario al que las marcas echan mano para posicionar sus mensajes publicitarios. ¿Por qué lo hacen? En primer lugar, porque llegar con sus comunicaciones de forma orgánica ha dejado de ser tan fácil – y por tanto tan efectivo – como lo era en el pasado.

En segundo lugar, porque las redes sociales se han convertido en un espacio en el que cada vez se concentran más consumidores y que ha conseguido por tanto erigirse como un territorio con peso por sí mismo para ser una plataforma atractiva para posicionar anuncios. Las redes sociales están además jugando muy bien sus cartas en el terreno móvil, lo que ha hecho que sean incluso más atractivas para las marcas como plataforma para posicionar sus mensajes publicitarios.

Los resultados están siendo además favorables a las redes sociales. Según concluye un estudio de IZEA, las redes sociales no solo han logrado que aumente el número de anuncios que se sirven en sus plataformas, sino que están viendo, además, como las marcas los consideran cada vez más efectivos. Las marcas consideran ya a la publicidad en redes sociales tan efectiva (y por tanto igual) que la publicidad tradicional.

El 52% de las marcas encuestadas por la firma cuentan ya con un presupuesto para anuncios en redes sociales y colocan este tipo de publicidad entre los tres formatos más efectivos de todos los que conforman su inversión en marketing.

Los responsables de marketing se están sintiendo cada vez más seguros con los anuncios en redes sociales, mucho más al menos que en el pasado. Un 54% de los encuestados señala que sus sentimientos sobre la publicidad en redes sociales son ahora más positivos que hace un año. Los presupuestos son también mucho más elevados. Un 5% de las marcas encuestadas ha superado ya, de hecho, la barrera de los 5 millones de dólares en sus presupuestos de publicidad en redes sociales.

teclado

El contenido, profesionalizado

Las marcas no solo están siendo cada vez más positivas son las plataformas, sino que han empezado también a valorar el esfuerzo que supone crear esos contenidos con gancho que circulan por las redes sociales. Producir vídeos o contenidos que funcionen es complicado, pero las marcas han empezado a entenderlo y a valorarlo en los pagos. Las compañías están ya dispuestas a pagar 2,1 veces más por los contenidos, ya sean vídeos o posts para sus blogs, de lo que están dispuestas a pagar por otros elementos que necesitan para sus perfiles sociales.

Igualmente, han comprendido que producir estos contenidos es un trabajo y no un simple hobby. Cada vez son más las empresas que pagan a sus productores de contenidos por ello, en lugar de cerrar acuerdos en los que el productor se lleva productos gratis o bienes similares.

Cómo lo ven los consumidores

El estudio no solo permite visualizar cómo las marcas están viendo la publicidad en redes sociales sino también cómo los consumidores las están recibiendo. Según datos del estudio, los consumidores son cada vez más conscientes de la publicidad en redes sociales y la están viendo. Uno de cada cinco consumidores declara, de hecho, que están viendo ahora mismo muchos más anuncios en redes sociales que en el año pasado.

Uno de cada tres adultos que son usuarios de internet (y la horquilla va de los 18 a los 70 años, así que cubre un amplio rango de consumidores) ha visto en el último año al menos un mensaje patrocinado en sus redes sociales.

Los consumidores son además conscientes de que están recibiendo bastantes mensajes publicitarios. Según sus estimaciones, ven unos 3 mensajes publicitarios en redes sociales cada día, lo que da una media mensual de 86 anuncios en redes sociales.

Un artículo publicado en Puro Marketing